viernes, 25 de enero de 2008

El día en que el mundo se termina

Hace un par de días recibí la llamada terrible, la misma que he recibido ya tres veces antes a lo largo de los años. Una sola frase muy anunciada: "mis exámenes dieron resultado positivo". Que estupidez de pandemia, que acertijo de letras, que laberinto de siglas: vih, sida, cd4, azt, ccr5. Eso no significa nada: eres un homosexual sin imaginación, no hay nada peor que un sodomita enfermo. Estoy harto de todo esto.

Me resisto. Esto de la epidemia de moda me pone de muy mal humor. Me niego a creer que estás infectado con el virus de la muerte. Vaya que ingenuidad, ¿qué ser humano no lo está? Me niego a creer que vas a tener una muerte horrenda de calenturas y diarrear y pústulas. Todas las muertes son horribles, todas las agonías son infernales, lo mismo las de los santos con estigmas que las de los maricones con sarcomas: toda carne, toda la mierda. Me niego a creer en los juicios públicos sobre el caso. Morir de cáncer de hígado, de choque hepático, atropellado por un camión de sopa o con una bala en medio de los ojos es igual de virtuoso o de vergonzoso. Todo lo demás es vanidad, es moral burguesa, es miedo a la compasión. Me niego a creer que tengas una garantía menos sobre la vida que el resto del mundo sólo por lo que dice muy serio un papelito en un sobre sellado y la cara larga de la mamarracha de la trabajadora social que te lo entrega. En fin, me resisto a profesarte lástima, piedad o cualquiera de esas estupideces sentimentales porque no estás enfermo o al menos no más de lo que puede estarlo cualquiera.

Así que ya basta de glóbulos rojos, blancos y de todos los colores, teorías, pastillas, términos médicos que no sirven para un carajo. La vida es la vida, así jodida como está y no hay nada que hacer al respecto ni para mejorarla, pero tampoco para empeorarla. Un día un adolescente coje con una puta en la juerga y de regreso a su casa su padre se confunde y se rasura con el mismo rastrillo y por la noche se tira a su mujer y luego ésta a su amante y al condón se le revienta una fibra microscópica abriendo un agujero por el que pasa el soplo helado del cuarto jinete del Apocalipsis y luego ¡zaz! por arte de magia todos están enfermos de lo mismo. Una enfermera inepta clava una aguja usada, magia; un dentista al que se le ha descompuesto el hornillo esterilizador, magia; una parturienta que no entiende nada, magia, magia, todo magia que no quiere decir nada.

Así que me cago en tu espíritu seropositivo lo mismo que en el santo padre. No hay tal enfermedad. Estás tan bien como la última vez que estuviste mal. La vida es demasiado bella, demasiado preciada, demasiado misteriosa para desperdiciarla en las pestes del siglo XX.

Hace dos días un ventarrón increible azotó la Ciudad de México, casi un huracán, un tornado, dijeron. Volaron todos los fusibles de mi casa y cuando explotó el transformador cercano el cielo se pintó de rojo y de fuego. Se fue la energía eléctrica por horas y yo tuve mucho tiempo enmedio de la noche infinita para pensar esto, mientras sacaba con cuidadito piezas del jenga con el que mi amor y yo jugábamos a la luz de las velas. La vida es demasiado hermosa para desperdiciarla muriendo de sida o quedándose sin luz el día en que el mundo se termina.

27 comentarios:

ManuelKawamaS dijo...

wow, me dejas pensando- kon miedo y kon ganas de enfrentar al mundo... supe lo del viento en el DF, ke deskripcion tan poetika para el caos. besos

20Th Century Boy dijo...

Amen y aleluya......y que haras ahora aparte de vivir la hermosa vida?

Morganita dijo...

vivamos la hermosa vida,sisisis, sin gripa sin mocos escurriendo por los caños de la nariz, si, es mas vamos por un cafe pa seguir esta platica

un beso nene

Garcín Altoalcázar dijo...

Frío. Me quedé frío.
Lo siento.
Y no.

Vanto Y Vanchi dijo...

Y sin embargo, no nos dijiste nada.
Pero lo que se dijo se dijo tan bién que revivió mi antigua paranoia. La de esa muerte horrenda.

Besos de vientos a oscuras.

Posdata...ya casi llego. 24 de Marzo!!

Emilio dijo...

Impactante... sin palabras. Digno del mejor y más rabioso Vallejo.
Me gusto mucho vamos,
saludos,
seguiré leyendo tu blog

Nikolás de Lioncourt dijo...

uyy, comparto tus ideas pero aún así es bastante fuerte, supongo que todos debemos de preocuparnos más por vivir y no por nuestras múltiples enfermedades, pero sin duda, hay algunas que te sacan del gpo de gente que lo puede hacer, llámese sida o simple apatía, habríamos todos de sentir cada una de éstas una vez en la vida para después, ya con ganas y razones, VIVIR...

saludos hombre y qué lástima que el defe está a dos horas y 100 pesos de distancia, que si no, lo iba a ver en su obra. Suerte, rómpase una pierna!

Champy dijo...

Si....

Supongo que ya a la tercera te hartas.... voy en esa.

Aunque sabes que?

Un par de amigos estoy seguro que ahora viven mejor que cualquiera de nosotros, su calidad de vida se ha elevado de una manera hermosa, y hoy son ejemplo para los sanos, si vieras que cuerpos se cargan los condenados! son la disciplina andando, y no en el sentido de la mortificación y la represión no, en el sentido del habito positivo que enriquece al ser humano.

Y sabes que? yo he intentado 1478 veces de jugar jenga o continental u lo que sea ahora que se esta llevando a la chingada al mundo, y nomás no me concentro.

Besos huracanados.

Champy dijo...

Y yo si había venido un chingo de veces, pero luego con la chamba te me olvidas...ya te voy a linkear...

Fastfood dijo...

Ese nuevo ministro, ¿no se llamará Corcuera? Si es así, cuidadín, cuidadín, con él...

http://es.wikipedia.org/wiki/Jos%C3%A9_Luis_Corcuera

http://www.ucm.es/info/uepei/corcuera.html

leer atentamente el apartado segundo del artículo 21, ese apartado le dio el mote a esta ley, "la del patadón". ¡Y pertenecia al PSOE! Menos mal, si llega a ser un partido de derechas el que promoviera esta ley, no se que hubiese pasado...

Besitos, lindo!!!

Morganita dijo...

si,si si, amos a partirle su madrew, vamos,vamos!!!

un besito nene

El Pardo dijo...

Qué buena descripción la del apagón. Quizá sólo superada por la canción de Yuri: "Con el apagón, qué cosas suceden, qué cosas suceden, con el amagón". Fuera de broma, en verdad que me gustó.

Dídac dijo...

BRAVO!!!

BRAVO!!!

la vida siempre lo he dicho, es culera transparente, insipida.. lo poco que nos queda, el insignificante pedazo, solo eso es bello, y como bien lo dijiste, no vale desperdiciarle con enfermedades vanas, estupidas...
Es una colera, es una enfermedad, es todo dentro de una Nada, que lo unico que hace es pintarla de mierda por todos lados.

impresionante como escribes...

Vengo tambien, a darles mis disculpas son pretextos si te diria que el trabajo, la escuela, mis hormoonas de niñi chillon, no me ha dejado salir a ningun lado... se que te dije, que hiba a ir, pero pues como qeu ando yo medio castigado... es de que, pideme lo que quieras para remediar esta pena..

Saludos!!!! querido Raul!!

:D

abrazos

y besos

Champy dijo...

Ahora si te pido que me visites y que me ayudes... y trae a toda tu raza contigo.

besos.

The Phoenix dijo...

me quedé frío...

Asssh, porqué me recuerdas que hay que hacerse la prueba?? Tas pior que los grupos homosexuales políticamente correctos.

jua jua.

Abrax

The Phoenix dijo...

Nota Bene: Espero verte el viernes. Y si te pido un autografo, me lo das.

Dídac dijo...

Estimado Raul, le pido de favor, que pase a leer mi protesta.

Anónimo dijo...

Los putos me dan asco

el juntacadáveres dijo...

y... yo no estoy de acuerdo...

suena muy bonito pero no estoy de acuerdo...

Muegano. dijo...

Cada quien se construye la vida como puede, esperemos sabiendo que lo que la hace especial no cuesta nada. El cáncer, los virus, la rabia o el aletargamiento salen sobrando cuando lo que queremos es ser felices.
Eso creo yo, y también creo que suena muy bonito así, desde acá...
Abraxos!

Garcín Altoalcázar dijo...

Anoche pensaba con Sergio que no habíamos ido a verte... qué mal.
¿Cuándo cenamos, oye, para reparar?

Dídac dijo...

A donde anda señor??... esperoq ue estes bien.. le mando abrazos!!!

Catalina Creel dijo...

Y usted dónde anda?

Jorge Masta dijo...

Eso te pasa por puto.

Pero te cuento que lo mio es la simpatía, hasta sé decir paidiatra.

jajajajajajaja
jajajajajajaja

ahí les va otra: paidicurista

jajajajajajaja
jajajajajajaja

Bueno, no. Esa no estuvo buena.

Mejor: paidólogo

jajajajajajaja
jajajajajajaja

Ay, qué tonto me estoy volviendo.

Que Zagal me perdone, pero es que de niño siempre quise hacer reír a mis amiguitos del Cedros.

Recuerdo cuando les mamaba el pito en clase. Cómo se reían cuando se venían en mi cara. Ahhhhh, qué tiempos aquellos.

Una vez llevé a mi mamá para que se la cogieran en bola, pero le hicieron el fuchi por fea. Qué tristeza.

Pero no me gusta recordar esos momentos, prefiero hacerlos reir:

paidiatra, paidiatra, paidiatra.

jajajajajajaja
jajajajajajaja

Iván dijo...

puff!!

Me quedé pasmado, aún no me recupero.

Muy buen texto.

Un saludo.

Hasta aquí llegó el pendejete del Masta, lo que hace la ociosidad caray.

Abrazo.

Champy dijo...

Me da gusto mtu regreso.

A mi me dan más asco los anonimos.

Y a algunos amiguitos tuyos no los entiendo...

Aqui estaré.

Mortajazario dijo...

El día del fin de esta ciudad fue mi cumpleaños. La ropa tendida voló por doquier, se desprendieron un par de cosas en mi corazón. No hay enfermedad peor para una piedra que un soplo de viento, pero es peor temerle al aire (Siempre el miedo)

No creo que sea sólo la idea de la enfermedad o la ventisca....Hace más daño al alma el miedo (es por eso que se puede estar completamente a gusto tirando palitos y el mundo puede caerse a pedazos, si se carece de ese mal)